3 Leyes del marketing que nunca puedes olvidar

Leyes marketing
El marketing es una de las áreas clave de cualquier negocio o empresa. Lamentablemente es un área donde a veces falta el rigor que existe en las finanzas.

Durante mi experiencia profesional he visto empresas de todos los tamaños que derrochaban el dinero en acciones de marketing originales pero muy poco efectivas. Por otro lado, el auge del marketing online tampoco ha ayudado a mejorar el marketing de las empresas más pequeñas. Algunas han convertido Internet en un canal rentable y clave para su estrategia de marketing, pero otras muchas han pensado que por tener una página de Facebook o una web ya tenían hecho todo el trabajo de marketing. Pero a pesar de todo esto los que llevamos tiempo usando el marketing como una herramienta para generar ventas, objetivo clave para cualquier empresa, sabemos que el marketing tiene unas leyes universales que hay que intentar cumplir siempre:

  • Ley del liderazgo: sin duda una de las leyes del marketing más importantes y más conocidas. Existen cientos de ejemplos de empresas y marcas líderes que fueron las primeras en algo. En los negocios cada vez más, el rápido se come al lento, y la ley del liderazgo afirma que es mejor ser el primero que ser el mejor. Porque como en tantas ocasiones, Danone es un ejemplo dentro de la categoría de los yogures, el que llega primero no sólo se posiciona antes en la mente del cliente sino que puede poner su marca como nombre de la categoría.
  • Ley de lo opuesto: muy relacionado con la anterior ley del marketing. El ser humano necesita psicológicamente poder elegir, y ningún producto puede satisfacer las necesidades del 100% del mercado. Por eso si tu competencia se ha hecho fuerte con un atributo tú debes de tener el atributo opuesto, pero recuerda, siempre y cuando ese atributo sea valioso para tu cliente. Es decir, una empresa de transporte puede ser rápida pero ser lenta no sería un buen atributo aunque sea el opuesto, pero en el caso de la comida sí que lo sería, porque favorece la digestión y reduce el estrés al apoyar un ritmo de vida más tranquilo. La política es un buen ejemplo de aplicación de esta ley de marketing porque sino eres diferente, en este caso lo opuesto, no te llevarás el voto del mercado.
  • Ley de lo impredecible: gestionar negocios implica vivir en la incertidumbre y asumir riesgos, en especial si hablamos de gustos y necesidades del mercado. Ni siquiera invirtiendo grandes cantidades de recursos en investigación de mercados podremos adivinar el futuro, así que mucho menos apostar al caballo ganador. Lo único seguro a la hora de predecir el futuro es apoyarse en tendencias a largo plazo, como por ejemplo el imparable uso de Internet en todos los aspectos de nuestra vida diaria.

Tú opinión es muy importante para nosotros, así que te invito a que dejes tus comentarios y opiniones. Y si crees que el post puede ser de utilidad para otras personas, ayúdanos a difundirlo a través de Redes Sociales.





marketing digital




Comentar

Venga, lánzate y haz el primer comentario. Estamos deseando escucharte.

Hacer un comentario