Obligación

¿Qué es una obligación?

Una obligación es un compromiso entre dos o más personas por el cual una parte ha de dar o hacer algo en relación con las otras.

Es, por tanto, una relación en la que se establece un determinado comportamiento entre las partes.

Obligaciones financieras

Las obligaciones financieras (también llamadas bonos) son emisiones de deuda que realiza una empresa o una entidad pública.

El que adquiere el bono está comprando deuda.  Mediante la compra,  presta dinero al emisor a cambio de la devolución del principal más un tipo de interés.

Es una forma de financiación a largo plazo.

¿Qué ventajas tiene la compra de obligaciones?

La compra de obligaciones se recoge en un acuerdo escrito en el que la entidad que las emite se compromete a:

  • Devolver el principal más un interés, pagadero en un plazo determinado: mensual, trimestral, semestral, anual….
  • Pagar una prima de reembolso al vencimiento (plazo en el cual se resuelve el contrato). Esa prima es una cantidad a mayores sobre el valor de compra del bono.
  • Otro tipo de ventajas que garantizan la recuperación de la inversión más un beneficio.

¿Qué tipos de obligaciones existen?

Existen muchos tipos de obligaciones. Pueden clasificarse, por ejemplo:

Según el vencimiento:

  • A corto, medio y a largo plazo.  Son a corto plazo los bonos con vencimiento a menos de 18 meses. Son a medio plazo los bonos que tienen un vencimiento entre 5 y 10 años. Los que exceden de 10 años son a largo plazo.

Según la forma de emisión:

  • Con o sin prima de emisión.

Según su convertibilidad:

  • Bonos convertibles. A su vencimiento, el que adquiere el bono puede cambiarlo por acciones de la empresa.
  • No convertibles. No pueden cambiarse por acciones.

Los bonos son una forma de endeudamiento menos gravosa que un préstamo, ya que su interés suele ser más bajo.

« Volver al índice de términos