Dudas de finanzas: ¿qué es el RAI?

RAI

Al igual que pasa con la CIRBE, el RAI es un término que se usa muy poco en las Universidades y que sin embargo es básico en la realidad de las finanzas de cualquier empresa o autónomo. De hecho es una de las cosas que tu banco mirará cuando vayas a solicitar financiación. Por eso, y al igual que pasa con la CIRBE es importante que conozcas si tienes algún RAI porque de lo contrario estarías cometiendo un gran error al pedir financiación, porque tu solicitud sería desestimada con total seguridad.

El RAI es un registro de acciones impagadas, que se consulta para ver la solvencia de una empresa en base a su historial de impagados ya que su objetivo es mejorar el tráfico mercantil evitando impagados, algo que puede suponer el cierre de muchas negocios. A diferencia de otros registros de impagos, el RAI sólo afecta a personas jurídicas (sociedades anónimas, limitadas, etc) y para operaciones de importe igual o superior a 300,50 euros. Además, estas operaciones deberán de haber sido aceptadas por el deudor por lo que sólo se incluyen aquellas en las que conste la firma del mismo. Algo muy habitual en letras de cambio, pagarés, o cheques. Antes la información sobre este tipo de impagados sólo era conocida por las entidades de crédito, puesto que como te decía es una información clave a la hora de conceder financiación, si el solicitante tiene un impago da igual lo que diga el resto de documentación o datos, la operación se deniega.

Para realizar una consulta en el RAI hay que hacerlo a través del CIF de la empresa que queremos analizar, obteniendo el importe pendiente de pago así como el número de anotaciones. Podrán acceder a la información del RAI los acreedores y empresas de análisis de solvencia, vía online y según las tarifas fijadas por el fichero RAI. También hay otras formas de acceder a la información del RAI como por ejemplo a través de terceros como Axesor, que ofrecen informes pero igualmente advierten de que la información debe de ser consultada con fines de seguimiento o estudio de créditos así como proteger dicha información del acceso de terceros, dada la sensibilidad de la misma.

¿Cómo puedo salir del RAI? Es una pregunta muy típica. En situaciones de crisis o escasez financiera no es raro cometer algún impago, de hecho en el sector inmobiliario y de la construcción donde los pagarés son habituales como medio de pago, muchos fueron los RAI por la pérdida de solvencia y liquidez de las empresas ante la restricción crediticia y la caída del sector. En ese caso hay que solicitar una carta al proveedor con su firma en la que indique que la incidencia ya ha sido resuelta, puedes cancelar la deuda o refinanciarla con él, y adjuntando el medio de pago objeto del RAI la entidad financiera emisora del mismo procederá a su eliminación.





programa de facturacion




Comentar

Venga, lánzate y haz el primer comentario. Estamos deseando escucharte.

Hacer un comentario