El descuelgue de convenio o cómo cambiar las condiciones laborales de un trabajador

Descuelgue Convenio colectivo

Desde la entrada en vigor de la reforma laboral, muchas empresas han acudido al procedimiento de descuelgue de convenio. A pesar de que la expresión es muy conocida en el mundo laboral, a veces no somos muy conscientes de lo que realmente significa un descuelgue. Este procedimiento es una medida extraordinaria que permite al empresario aplicar unas condiciones de trabajo distintas a las recogidas en los convenios colectivos.

Cada empresa debe aplicar a sus trabajadores las condiciones laborales establecidas en el convenio que le corresponde según su actividad. Esas condiciones regulan la jornada, el salario, las bajas, las vacaciones… Lo establecido en el convenio es obligatorio para la empresa, pero la legislación laboral contempla la posibilidad de hacer modificaciones siempre y cuando se den unas determinadas condiciones. La alteración de las condiciones laborales se denomina convenio.

A qué puede afectar el descuelgue

El procedimiento de descuelgue salarial es el más común actualmente, pero puede aplicarse respecto a las condiciones de trabajo:

* Jornada de trabajo.
* Horario y la distribución del tiempo de trabajo.
* Régimen de trabajo a turnos.
* Sistema de remuneración y cuantía salarial.
* Sistema de trabajo y rendimiento.
* Funciones, cuando excedan de los límites previstos para la movilidad funcional.
* Mejoras voluntarias de la acción protectora de la Seguridad Social.

Cuándo puede hacerse un descuelgue

El descuelgue puede hacerse cuando ocurren:

* Causas económicas. Bajada del nivel de ingresos o ventas de la empresa durante dos trimestres consecutivos. Hay que comparar las ventas de cada trimestre con las efectuadas en el año anterior en el mismo periodo y comprobar que son inferiores.
* Causas técnicas, cuando se produzcan cambios, entre otros, en el ámbito de los medios o instrumentos de producción.
* Causas organizativas cuando se produzcan cambios, entre otros, en el ámbito de los sistemas y métodos de trabajo del personal o en el modo de organizar la producción.
* Causas productivas cuando se produzcan cambios, entre otros, en la demanda de los productos o servicios que la empresa pretende colocar en el mercado.

Hay que insistir en que los descuelgues no pueden hacerse a la ligera, sino que debe probarse ante la autoridad laboral que existe una justificación para efectuarlos y contar además con el acuerdo de los trabajadores.





programa de facturacion