Cómo calcular el precio de venta con IVA (para no cometer errores)

precio de venta con IVA

A la hora de fijar el precio de venta de tu producto y servicio, hay muchas variables que tienes que tener en cuenta. Una de las acciones más básicas es calcular el coste y añadirle la ganancia que quieres obtener. Ten siempre en cuenta el IVA al fijar tus precios o cometerás un error.

Entender el IVA puede ser muy fácil… Descarga la Guía Completa del IVA en PDF haciendo clic aquí.

El IVA y el precio de venta de los productos

El IVA influye, y mucho, en el precio de los productos, qué duda cabe…. Y los particulares muchas veces nos olvidamos de eso.

Vemos un anuncio de un coche que vale 20.000 euros, por ejemplo, y no caemos en que ese precio lleva incluido 3.471,07 euros de IVA. Es decir, de los 20.000 euros que tendríamos que pagar, el coche como tal vale 16.528,93 euros y los otros 3.471,07 euros es el IVA que irá a parar a las arcas del estado.

¿Qué te parece?

Pero es que si el precio del que verdaderamente deseas es de 50.000 euros (los de esta gama nos suelen gustar bastante más a todos) el IVA que ya está incluido supone 8.677,69 euros.

Casi nada….

La verdad es que tampoco estamos comprando coches todos los meses ni todos los años, pero sí que continuamente estamos gastando dinero en otras muchas cosas y pagando IVA por tanto.

¿Y cómo afecta esto a los empresarios y profesionales?

Pues negativamente, me atrevo a decir:

Empresarios y autónomos están obligados a hacer de recaudadores de hacienda de forma gratuita, con las obligaciones, responsabilidades que eso conlleva, y sin recibir ningún beneficio a cambio. Y encima viendo cómo se encarece su producto o servicio al añadirle el importe del impuesto y las posibles sanciones a las que se puede enfrentar por errores en el procedimiento.

Pero es lo que hay: si eres el empresario o profesional te toca cobrar el IVA e ingresarlo en hacienda y si eres el cliente te toca pagarlo y punto.

Puedes descargarte gratis la Guía Completa del IVA en PDF. Todo lo que necesitas saber sobre el IVA en un solo documento para que puedas consultarlo en cualquier momento.

¿A cuánto asciende el IVA?

El IVA se calcula aplicando un porcentaje sobre el precio del bien o servicio.
Ese porcentaje se llama “tipo de gravamen” y el importe sobre el que se aplica se denomina “base imponible”.

En España existen tres tipos de gravamen diferentes:

  • Tipo Superreducido (4%)
  • Tipo Reducido (10%)
  • Tipo General (21%)

Es la ley del IVA en su artículo 90 la que determina las operaciones a las que se les aplica cada tipo de gravamen pero a modo de ejemplo (y sin mencionarlas todas) podemos citar las siguientes:

  • Tipo superreducido (4%): pan, quesos, huevos, frutas, libros, periódicos, revistas, medicamentos de uso humano, prótesis, servicios de teleasistencia y ayuda a domicilio, vehículos para personas con movilidad reducida,…
  • Tipo reducido (10%): alimentos, aguas, medicamentos de uso veterinario, viviendas, flores y plantas vivas, transporte de viajeros, hostelería,…
  • Tipo general (21%): se aplica a todas las operaciones para las que no esté previsto alguno de los tipos anteriores.

¿Cómo calcular el precio con IVA?

Como ya he dicho en el punto anterior, el IVA se calcula aplicando el tipo de gravamen que corresponda a la base imponible (que es el precio antes de añadirle el impuesto).

Con los siguientes ejemplos veremos cómo se calcula el precio de venta:

1. Una barra de pan que vale 1 euro:

  • Base imponible: 1,00 euros
  • IVA 4%: 0,04 euros
  • Precio total: 1,04 euros

2. Comida en un restaurante de 100 euros.

  • Base imponible: 100,00 euros
  • IVA 10%: 10,00 euros
  • Precio total: 110,00 euros

3. Sofá y sillas de 1.000 euros.

  • Base imponible: 1.000,00 euros
  • IVA 21%: 210,00 euros
  • Precio total: 1.210,00 euros

¿Cómo calcular el precio sin Iva?

¿Y cómo calcular el IVA que ya está incluido en el precio?

La operación es la contraria: hay que dividir el precio total entre 1 más el porcentaje de IVA (1,04, 1,10 o 1,21).

Tomaremos los mismos ejemplos anteriores:

1. Barra de pan: 1,04 €:

  • 1,04 / 1,04 = 1,00 €
  • Base imponible: 1,00 €
  • IVA (4%): 0,04 €

2. Comida en un restaurante: 110 euros

  • 110,00 / 1,10 = 100,00 €
  • Base imponible: 100,00 €
  • IVA (10%): 10,00 €

3. Sofá y sillas: 1.210,00 euros

  • 1.210,00 / 1,21 = 1.000,00 €
  • Base imponible: 1.000,00 €
  • IVA (21%): 210,00 €

Dos reglas de oro para fijar tus precios sin temor a equivocarte

Si eres empresario o profesional (o tienes en mente serlo) y tu actividad está sujeta y no exenta de IVA, es muy, muy importante que a la hora de calcular tu precio de venta apliques las dos reglas que te comento a continuación par no llevarte sorpresas con tu margen de beneficios.

“Con anfix he reducido costes, ganado tiempo y he podido contratar a otra persona. “

Begoña Rodrigo, Agency Of Services IMH

A. Primero marca el precio de tu producto o servicio y después añádele el IVA para calcular el precio final.

Esto, que es en realidad una obviedad, muchas veces no se tiene en cuenta y la consecuencia es nefasta para la empresa: el IVA hay que ingresarlo en hacienda pero antes hay que cobrárselo al cliente.

Si no se hace así, el dinero tendrá que salir del margen de beneficio lo que hará que éste baje mucho o incluso desaparezca.

En La Variación de Existencias: Con Ejemplos y Ejercicios podrás profundizar algo más en el tema del margen de beneficio.

B. Para hallar tu precio de coste debes tomar los importes IVA excluido, es decir, lo que te cobra el proveedor pero sin tener en cuenta el IVA soportado.

Lo mismo que el IVA que cobras no llega a ser tuyo porque tienes que ingresarlo en hacienda, el que soportas tampoco supone un coste para ti porque lo vas a descontar del repercutido y sólo vas a ingresar en hacienda la diferencia.

En realidad te da igual pagárselo a hacienda que a un proveedor, la cuenta es la misma.

Compruébalo con estos supuestos:

iva soportado

El impuesto sobre el valor añadido es neutro para los empresarios y profesionales porque, como ves, no les afecta en el ejercicio de su actividad.

Genera y presenta tus impuestos en un solo clic!. Prueba anfix gratis y sin tarjeta de crédito durante 15 días EMPEZAR AHORA

Fórmula para fijar el precio de venta final

Teniendo en cuenta las dos reglas anteriores la forma correcta de calcular el precio final de un producto o servicio es la del siguiente ejemplo:

Tengo una empresa en la que vendo un solo modelo de puertas: me cuestan 100 euros más 21% de IVA (21 euros) y para que mi negocio sea rentable necesito ganar 100 euros en cada una.

El precio de venta al público será:

fijar el precio de venta

Y me quedan los 100,00 que he calculado como rendimiento.

¿Crees que el margen de beneficio sería el mismo si el precio final fuera 221,00 por ejemplo (121,00 + 100,00)? ¿O tal vez 200,00 (100,00 + 100,00)?

Está claro que no.

Guía Completa del IVA