He emitido facturas con el tipo de retención erróneo, ¿qué debo hacer?

facturas retención errónea

Presentadas las liquidaciones son muchos los contribuyentes que se plantean la pregunta: he emitido facturas con el tipo de retención erróneo, ¿qué debo hacer?

Cabe recordar que el pasado 12 de julio entraron en vigor los nuevos tipos de retenciones, que afectan a la práctica totalidad de las que se venían aplicando (profesionales, alquileres, préstamos..), aunque la pregunta, en particular, suele partir de los profesionales autónomos.

Las retenciones de profesionales bajaron del 19% a 15%, pero hay muchos autónomos que, por despiste, siguieron aplicando el tipo antiguo. Estas situaciones no pueden solucionarse con la emisión de facturas rectificativas. Si el error fuera en el tipo de IVA o en la sujeción o no al impuesto, sí cabría rectificar las facturas emitidas, pues es responsabilidad de quién la expide el emitir una factura con el tipo de IVA correcto. Pero, en el caso de las retenciones, la exigencia formal es distinta.

El que debe practicar la retención en vigor en el momento del pago es el destinatario de la factura y no quién la emite. Por lo tanto, indistintamente de que en la factura figure el 19%, si se paga después del 12 de julio, el pagador deberá retener e ingresar el 15%. No cabe rectificación alguna por parte del prestador del servicio, puesto que, aún cuando en la factura no figurara retención alguna, el pagador debería practicarla igualmente al tipo correcto.

Hay que tener en cuenta que las retenciones son adelantos del Impuesto sobre la Renta. Por lo tanto, aplicar un tipo equivocado y, sobre todo, si ese tipo es superior al que debiera, no supone perjuicio alguno para la Administración. El que soporta la retención va a regularizar la situación en la Declaración de la Renta. Un ingreso más alto supone que la cantidad a ingresar en la Renta será menor o mayor la cantidad a devolver.

Por lo tanto, quedémonos tranquilos, que Hacienda no nos enviará requerimiento alguno por esta equivocación.

Otra cosa sería si se tratara del IVA (sobre todo si se aplica un tipo inferior al debido). En este caso, la Agencia Tributaria sí sufre un perjuicio, ya que ingresa menos de lo debido. Sí sería necesario emitir una factura rectificativa para corregir este impuesto, para prevenir problemas futuros y, seguramente, sanciones.

¿Sabes cuál es la forma de no equivocarte con las facturas?





programa de facturacion




Comentar

Venga, lánzate y haz el primer comentario. Estamos deseando escucharte.

Hacer un comentario