IPREM y SMI para 2016

IPREM SMI

Los Presupuestos Generales del Estado recientemente publicados fijan el IPREM (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples) para el año 2016, que lleva congelado desde el año 2010. El IPREM diario se fija en 17,75 euros; el mensual en 532,51 y el anual en 6390,13 euros. En los supuestos en que la referencia al salario mínimo interprofesional ha sido sustituida por la referencia al IPREM en aplicación de lo establecido en el Real Decreto-Ley 3/2004, de 25 de junio, la cuantía anual del IPREM será de 7.455,14 euros. Si se excluyeran las pagas extraordinarias, la cuantía será de 6.390,13 euros.

El Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM) sustituyó al Salario Mínimo Interprofesional (SMI) como índice de referencia desde el 1 de Julio de 2004, quedando el SMI como uso exclusivo en el ámbito laboral. El IPREM es determinante para acceder a determinadas ayudas, becas, beneficios sociales, justicia gratuita… y para establecer límites fiscales en el acceso a prestaciones.

Las ayudas al estudio o para adquirir material escolar, por ejemplo, se conceden en algunas comunidades en función de que la renta per cápita familiar no supere este índice. Lo mismo ocurre con el acceso a las viviendas de protección oficial. Por lo tanto, cuanto más bajo sea el IPREM, más limitaciones se establecen para acceder a las ayudas públicas, que se convierten de este modo en minoritarias y exclusivas para los que obtienen rentas más bajas.

Para calcular las prestaciones por desempleo contributivas mínimas y máximas se toma en cuenta el IPREM calculado en función del promedio de las horas trabajadas durante el periodo de los últimos 180 días cotizados, ponderándose tal promedio en relación con los días trabajados a tiempo completo o parcial durante dicho periodo.

Por otro lado, el salario mínimo interprofesional (SMI) sube en 2016 un 1% con respecto al año anterior. Su cuantía diaria se fija en 21,84 euros; SMI mensual: 655,20 euros/mes; SMI en cómputo anual: 9.172,80 euros/año (en 14 pagas). En el caso de los empleados de hogar que trabajen por horas, el salario mínimo será de 5,13 euros por hora efectivamente trabajada. Este salario se entiende referido a la jornada legal de trabajo a tiempo completo. Si se realizase jornada inferior se percibirá a prorrata.

El salario mínimo se sigue utilizando como referencia para el acceso a los subisidios, como la renta activa de inserción, mientras que el Iprem se toma solo como guía para decidir las cuantías a recibir. Las bases mínimas y máximas de cotización a la Seguridad Social se basan también en el SMI, al igual que lo hace el FOGASA.





programa de facturacion




Comentar

Venga, lánzate y haz el primer comentario. Estamos deseando escucharte.

Hacer un comentario