Quiero solicitar una excedencia, ¿tengo derecho?

Excedencia

Solicitar una excedencia es algo que a muchos trabajadores se les pasa por la cabeza en algún momento de su vida, sobre todo cuando existen cargas familiares o situaciones que requieren mayor dedicación al terreno personal. Las excedencias son situaciones en las que se produce la suspensión del contrato de trabajo a solicitud del trabajador, sin que éste tenga derecho a recibir remuneración alguna. Están reguladas en el artículo 46 del Estatuto de los Trabajadores.

Excedencia voluntaria

Para pedir una excedencia voluntaria el trabajador deberá llevar al menos un año en la empresa. La duración de la excedencia será de cuatro meses como mínimo y cinco años como máximo. Una vez finalizada, el trabajador puede volver a reintegrarse en la empresa, pero no en el mismo puesto que venía desempeñando, sino en uno de categoría similar.

La suspensión del contrato continuará mientras no se produzca una vacante. Durante ese tiempo el trabajador no tendrá derecho a remuneración alguna. El derecho sólo podrá ser ejercido otra vez por el mismo trabajador si han transcurrido cuatro años desde el final de la anterior excedencia.

Excedencia forzosa

La excedencia forzosa es de obligatoria concesión para la empresa. El trabajador conserva su puesto de trabajo. El tiempo de excedencia computa para antigüedad.

La excedencia forzosa puede pedirse por las siguientes causa:

1.- Ser elegido para el ejercicio de un cargo público representativo que imposibilite la asistencia al trabajo. Si el cargo ocupa el 20% de las horas laborales en 3 meses. Es tiempo no cotizado. El trabajador puede renunciar a la excedencia a cambio de reducir su salario de manera proporcional al tiempo no trabajado.

2- El ejercicio de funciones sindicales de ámbito provincial o superior.

El reingreso debe ser solicitado dentro del mes siguiente al cese de la causa que lo produjo. En caso contrario puede entenderse la existencia de un abandono del puesto de trabajo o dimisión.

Excedencia por cuidado de familiares

1.- Cuidado de hijos hasta los 3 años de edad. Durante el primer año tendrán derecho a reserva de puesto de trabajo, y transcurrido éste la reserva será de un puesto del mismo grupo o categoría profesional. El tiempo de excedencia se asimila al alta para cobrar el desempleo, pero no computa como tiempo cotizado.

2.- Cuidado de familiares hasta hasta segundo grado de consanguinidad o afinidad quien por razones de edad, accidente o enfermedad no pueda valerse por sí mismo y no desempeñe actividad retribuida. Su duración no será superior a dos años.





programa de facturacion