¿Tengo que darme de alta por tener una máquina expendedora?

Maquina expendedora

En este post vamos a resolver la duda que nos plantea un lector con la siguiente pregunta, en relación a la actividad de explotación de máquina expendedora.

Tengo una tienda de chucherías y voy a cerrar. El local es mío y voy a dejar instalada en él una máquina expendedora. ¿Tengo que continuar de alta por ello? ¿Debo seguir pagando la cuota de autónomos?

Quizá pueda parecer que tener una máquina y simplemente recoger la recaudación no es una actividad económica porque no implica más trabajo que ir allí una vez al mes o a la semana, abrir la puerta y recoger el dinero. Pero, a efectos fiscales, esto es lo mismo que tener una tienda, pero sin dependiente.

En realidad, se está realizando una venta automatizada que tiene como beneficiario y, por lo tanto, como titular del negocio, al propietario de la máquina que la explota comercialmente. Por lo tanto, procede el alta en el epígrafe correspondiente y en las obligaciones fiscales aplicables (IVA e IRPF).

El titular tendrá que presentar autoliquidaciones trimestrales y, por añadidura, estar de alta en autónomos. Los ingresos declarables serán la recaudación y los gastos los originados por la compra de los artículos, suministro eléctrico y cualesquiera otros necesarios para la explotación.

No proceder de este modo implica defraudar los importes obtenidos. Además, hay que tener en cuenta que el negocio conlleva la obligación de cumplimentar los libros de facturas emitidas y recibidas y los modelos informativos pertinentes, como el modelo 347 de operaciones con terceros.

Si un proveedor nos declara por haber facturado con nosotros más de 3.005,06 euros anuales y nosotros no lo declaramos a él, tendremos problemas tributarios que pueden poner en evidencia una irregularidad fiscal.





programa de facturacion