“Parece que la crisis nos está rodeando”

verde y en botella

Verde y en Botella no es una floristería. Verde y en Botella es mucho más. Hace 2 años, Rocío se lió la manta a la cabeza y decidió apostar por lo que realmente le apasionaba, el diseño floral. Esta paisajista de profesión, no tardó en salir de su taller para abrir las puertas de un pequeño local desde el que opera a toda España. Miguel, su pareja, supo ver la oportunidad de negocio y la siguió aportando su olfato profesional.

Rocío Martín Vaquero y Miguel Muñoz García, emprendedores y fundadores de Verde y en Botella

Rocío estuvo muchos años trabajando como Jefe de obra en jardinería, pero la insatisfacción de no ver su trabajo realizado tal y como ella lo diseñaba, la llevó, sin saberlo, hasta Verde y en Botella. Tras varios meses de formación en Londres, Rocío regresa a España e instala en su casa un pequeño taller floral con una cámara de flores para proyectar sus diseños.

Después de 3 años llevando el trabajo desde casa, su pareja, Miguel le anima a “salir a la calle” y sin pensarlo dos veces, ambos deciden embarcarse en la apertura de un local para poder mostrar sus creaciones y recibir al público.  15 días recuerda Rocío que tardaron en abrir, y con la ayuda de amigos y familiares, inauguraron Verde y en Botella hace apenas 2 años. Un trabajo que les apasiona ya que como dice Rocío, “lo bueno es que siempre tienes la sonrisa del cliente, ver tu trabajo en el momento en el que lo haces y lo entregas, ya te da un resultado en el momento”

 





programa de facturacion